Rozando el descenso

WEST HAM UNITED 0
Stoke City 1
(ver GOLES)

La verdad es que no me apetece mucho comentar nada del partido del sábado que provoca que los hammers se mantengan fuera del tan temido descenso a Championship pero igualado a puntos con el Hull City, teniendo en cuenta que los tigers cuentan con un partido menos. Es decir, la situación no es que sea delicada. Es que el equipo está consumido y se disuelve como un azucarillo atenazado por las circunstancias y alcanza una racha negativa de 6 partidos seguidos perdiendo.

El gol de los potters (un equipo rocoso pero nada del otro mundo) lo consiguió un delantero, como Ricardo Fuller, de técnica limitada pero corpulencia considerable, muy del estilo Premier. Un Stoke City que venía con 2 polos de atracción: la vuelta de Matty Etherington a Upton Park y la llegada del irlandés Rory Delap, el de los saques de banda kilométricos previo secado de balón con la toalla personalizada. Por el West Ham, Diamanti se quedó en el banquillo (salió al descanso por Dyer) y arriba salieron el egipcio Hossam Mido (cuya aportación desde que llegó en el mercado de invierno se centra en bracear y gesticular para reprochar a los compañeros) y el voluntarioso pero ineficaz Carlton Cole. En la defensa, el portugués Manuel Da Costa se emparejó con Upson en el centro de la defensa y Faubert volvió al lateral reemplazando a Daprela.

Al principio, una aproximación de Carlton Cole y un disparo desde fuera del área de Kieron Dyer (cuyo rechace no aprovechó Mido) fueron lo más significativo de la primera parte, aunque como se viene ver a leguas de distancia en estas situaciones era un querer y no poder por parte del West Ham United. El gol de Fuller a falta de diez minutos para el final del choque es ejemplo de ello. Un delantero jamaicano normalito pareció Messi ya que se desembarazó a golpe de cintura de Da Costa, Upson y Parker y definió a media altura ante Green. Golazo a primera vista, aunque para analizar seriamente en cuanto a la defensa hammer.

La situación actual me recuerda (ojalá me equivoque) a los descensos inexplicables de buenas plantillas como el del Newcastle el año pasado o el Zaragoza hace dos, más que al great escape de la temporada de Tévez y cia. Quedan 6 partidos, y ya hay que esperar a que falle el Hull City y ganar ya en un equipo donde quien más quien menos tiene en tela de juicio a Zola, que no sé si llegará a finalizar la temporada. El domingo de resurrección (esperemos que ídem para el West Ham) toca viaje a Liverpool para rendir visita al Everton de Mikel Arteta (17h, hora española), que está acabando la temporada en una gran forma.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: